Estrategia - Relaciones Internacionales - Historia y Cultura de la Guerra - Hardware militar.

Strategy – International Affairs – History and culture of War – Military Hardware.

Nuestro lema: "Conocer para obrar"
Nuestra finalidad es promover el conocimiento y el debate de temas vinculados con el arte y la ciencia militar. La elección de los artículos busca reflejar todas las opiniones. Al margen de su atribución ideológica. A los efectos de promover el pensamiento crítico de los lectores.

Our maxim: “understanding before action”
Our purpose is to encourage the knowledge and the debate of issues connected with art and military science. Selection of articles attempts to reflect different opinions. Beyond any ideological ascription. In order to impulse critical thought amongst our readers.

sábado, 8 de diciembre de 2012

¿Es el Ejército la salida a la crisis egipcia?

El actual presidente de Egipto.

La Hermandad Musulmana, la octogenaria organización islamista a la que pertenece el presidente egipcio Mohamed Mursi, ha insistido este sábado 08/12 en que "las urnas" son la única salida al tajo que ha partido al país en dos y que cumple hoy 16 días lejos de cualquier final. Con Egipto instalado en un callejón sin salida, las Fuerzas Armadas han roto su mutismo. En un comunicado leído en la televisión pública, advirtieron de las "desastrosas consecuencias" que sufrirá el país si la disputa no se resuelve a través del diálogo. A su juicio, la negociación es "la mejor y única" vía de acabar con el actual 'impasse' "representar los intereses de la nación y sus ciudadanos". "Sin diálogo tomaremos el camino oscuro que conduce al desastre. No podemos permitirlo", agrega la nota castrense.
 
El guía espiritual de los Hermanos Musulmanes, Mohamed Badía, advirtió a la oposición de que defenderán la legitimidad del presidente egipcio, Mohamed Morsi, y denunció que 28 sedes del grupo han sido incendiadas durante las protestas. "¿Es lógico que salgan a la calle para pedir la caída del presidente?. Nosotros defenderemos la legitimidad cueste lo que cueste", subrayó Badía, en alusión a las criticas de la oposición laica de que Morsi ha perdido su legitimidad con sus recientes decisiones.
En una rueda de prensa en la sede del grupo en El Cairo, Badía instó a todos los sectores del pueblo egipcio a "la reconciliación y al diálogo", después de la brecha abierta en el país entre partidarios y detractores de Morsi, que integró los Hermanos Musulmanes hasta que asumió la Presidencia en junio pasado. "Lo que pasa actualmente es una rivalidad política y la solución democrática para ello es recurrir al pueblo mediante las urnas y no mediante la violencia", dijo el líder de la cofradía.
"Continuaremos en nuestra senda, cueste lo que cueste, y defenderemos las instituciones del Estado de quienes desean destruirlas", agregó. Desde el inicio de las protestas contra Morsi el pasado 22 de noviembre, cuando el presidente anunció su controvertida declaración constitucional, sedes de los Hermanos Musulmanes y de su brazo político, el Partido Libertad y Justicia (PLJ), en varias provincias han sufrido ataques, incluida la principal en El Cairo.
En tanto, los militares, que han mantenido la neutralidad desde que comenzara la crisis, aseguran en un comunicado que “siempre han estado al lado del gran pueblo egipcio y están decididos a preservar su unidad”. En plena escalada, los generales llaman a respetar "la legitimidad y las reglas democráticas" como puntos de acuerdo.
La primera reacción pública del Ejército se produce pocas horas después de que el diario estatal 'Al Ahram' informase de que Mursi emitirá un decreto para que las Fuerzas Armadas participen junto a la Policía en el mantenimiento de la seguridad y la protección de las instituciones vitales del Estado. La declaración estaría en vigor hasta la celebración de los comicios parlamentarios, para los que aún no se ha fijado fecha a la espera del plebiscito constitucional.
Más poderes para el Ejército
El proyecto, aprobado ya por el Consejo de Ministros, otorga a los militares los mismos poderes que posee la policía, entre ellos el arresto de civiles. El decreto supone una ampliación de su margen de actuación después de que el pasado junio enfilaran el camino hacia los cuarteles tras 16 meses de errática transición en la que se sucedieron los enfrentamientos callejeros y más de 12.000 civiles fueron detenidos y juzgados en tribunales castrenses.
Los islamistas se parapetan tras la 'legitimidad' de Mursi Desde el miércoles islamistas y laicos se lanzan duras acusaciones a través de la polarizada parrilla televisiva egipcia. "¿Es lógico que salgan a la calle para pedir la caída del presidente?. Nosotros defenderemos su legitimidad cueste lo que cueste", ha señalado este sábado el guía supremo de los Hermanos Musulmanes, Mohamed Badía, en una rueda de prensa. Y aunque, en su opinión, los opositores 'odian' a la agrupación, se sentarán a dialogar.
La cofradía, un poder fáctico del país, colocó en las elecciones del pasado junio a uno de los suyos en el trono vacío de Mubarak. Pero, desde que Mursi anunciara el blindaje judicial a sus resoluciones y las de la Asamblea Constituyente, la ira contra su deriva autoritaria se ha cebado con las sedes de grupo. Según Badía, 28 locales han sido pasto de las llamas. "Lo que pasa actualmente es una rivalidad política y la solución democrática para ello es recurrir al pueblo a través de las urnas y no de la violencia", agregó el líder espiritual de un movimiento clandestino desde 1954.
Un referéndum cada vez más incierto
Pero, según avanzan los días, aumenta la incertidumbre sobre el plebiscito constitucional. La consulta para los egipcios residentes en el extranjeros, que debía comenzar este sábado, ha sido aplazada hasta el próximo miércoles. Unos 250 diplomáticos se niegan a supervisar la consulta.
Y la cita interna del 15 de diciembre también se tambalea por la grave división de la judicatura y por la polarización social en un país de 82 millones de habitantes y vasta geografía. A última hora de ayer, el vicepresidente egipcio Mahmud Meki sugirió que Mursi estaría dispuesto a posponer el referéndum si la oposición se comprometía a no presentar demandas ante la justicia.
Hoy, una coalición de 13 partidos islamistas, entre ellos los Hermanos Musulmanes, han insistido en un comunicado en rechazar un aplazamiento, según la agencia AFP.
Ataques
Desde el inicio de las protestas contra Morsi el pasado 22 de noviembre, cuando el presidente anunció su controvertida declaración constitucional, sedes de los Hermanos Musulmanes y de su brazo político, el Partido Libertad y Justicia (PLJ), en varias provincias han sufrido ataques, incluida la principal en El Cairo.
Badía alertó de que no aceptarán más ataques contra el grupo y acusó a la oposición de cometer "actos de sabotaje y vandalismo". El dirigente islamista señaló que aunque parte de la población puede odiar a su grupo, se debe preservar "la unidad de Egipto" y plantear ideas y soluciones sin imponerlas. "Nosotros permaneceremos con quienes deseen el diálogo", apostilló Badía, que consideró que "lo que sucede en la escena egipcia no es oposición sino algo que carece de validez y que debe ser resistido".
La tensión entre las distintas fuerzas egipcias ha aumentado desde que Morsi blindara sus poderes ante la Justicia el pasado 22 de noviembre y convocara recientemente el referéndum sobre la nueva Constitución. Para esta jornada, está previsto el inicio del diálogo nacional convocado por el presidente, en el que los principales dirigentes de la oposición no islamista ya han anunciado que no participarán.

No hay comentarios: