Estrategia - Relaciones Internacionales - Historia y Cultura de la Guerra - Hardware militar.

Strategy – International Affairs – History and culture of War – Military Hardware.

Nuestro lema: "Conocer para obrar"
Nuestra finalidad es promover el conocimiento y el debate de temas vinculados con el arte y la ciencia militar. La elección de los artículos busca reflejar todas las opiniones. Al margen de su atribución ideológica. A los efectos de promover el pensamiento crítico de los lectores.

Our maxim: “understanding before action”
Our purpose is to encourage the knowledge and the debate of issues connected with art and military science. Selection of articles attempts to reflect different opinions. Beyond any ideological ascription. In order to impulse critical thought amongst our readers.

jueves, 17 de enero de 2013

Se extiende la Yidad al Levante.

URGENTE24

El narcoislám ataca en Argelia avalado por el Emir del Desierto.

 
30 trabajadores argelinos y al menos 20 extranjeros han logrado escapar de las instalaciones de la planta de gas en el desierto argelino donde permanecían retenidos por milicianos islamistas. El número exacto de extranjeros que han logrado escapar es todavía incierto. Según distintas fuentes se habla de entre 15 y 20 personas, entre ellas ciudadanos franceses y estadounidenses.
Un grupo de islamistas que se hace llamar 'El Batallón de Sangre' tomó un complejo cerca de un campo de gas en Argelia, reteniendo a 41 rehenes extranjeros y a 150 trabajadores locales.

 



"Atacaron los 2 sitios al mismo tiempo. Entraron y una vez que se hizo de día nos reunieron a todos", dijo el hombre, que parecía tranquilo, en la única parte de la llamada telefónica que salió al aire.
Moktar Belmoktar, alias Belawar.
El grupo islamista dirigido por el argelino Moktar Belmoktar, conocido como 'Belawar', reivindicó el ataque a las instalaciones de Ain Amnas, en el sur de Argelia.
La portavoz del Departamento de Estado estadounidense, Victoria Nuland, confirmó que entre los secuestrados en Argelia hay ciudadanos de USA.
"41 occidentales, incluidos 7 estadounidenses, franceses, británicos y ciudadanos japoneses, han sido tomados como rehenes", dijo, a su vez, un miembro del grupo, que se identificó como Abu al Baraa, en declaraciones a la cadena de televisión Al Jazeera.
El grupo islamista ha amenazado con ejecutar a "todos los rehenes" en caso de que el Ejército argelino lance una operación de rescate, según Abu al Baraa, en declaraciones a la agencia de noticias mauritana ANI.
Los secuestradores además pidieron la retirada del Ejército argelino que rodea el complejo antes de entablar una negociación, afirmó este jueves un miembro del grupo en declaraciones a la cadena de televisión Al Jazeera.
"Pedimos la retirada del Ejército argelino para poder iniciar negociaciones", declaró Abu al Baraa.
Según el portavoz, el ataque fue "una reacción a la injerencia flagrante de Argelia por permitir que aviones franceses utilizaran su espacio aéreo para lanzar ataques en el norte de Malí".
Además calificó la actitud de Argelia "una traición que la sangre de los mártires de Argelia asesinado por los colonos franceses".
La Agencia Estatal de noticias de Argelia informó que 1 guardia de seguridad murió en el ataque y otros 7 resultaron heridos, entre ellos dos extranjeros.
El Ministerio de Asuntos Exteriores británico confirmó que "un incidente terrorista está en curso", cerca de las instalaciones en Ain Amenas, a 100 kilómetros de la frontera con Libia y a 1.300 kilómetros de la capital en el sur del vasto desierto de Argelia.
Los asaltantes también mataron a un ciudadano británico y a un argelino en el ataque a un ómnibus.
El grupo de islamistas obligó a algunos a usar cinturones con explosivos, según informó la televisión francesa, citando a uno de los rehenes.
Los islamistas, que al parecer provienen de Mali, exigen que las fuerzas francesas cesen sus operaciones militares en el país africano y retiren sus tropas.
El grupo de islamistas, vinculado a Al Qaeda, ha obligado a algunos a usar cinturones con explosivos, según informó la televisión francesa, citando a uno de los rehenes.
El hombre también reveló que los secuestradores estaban fuertemente armados y habían amenazado con volar la planta de gas natural si el Ejército argelino intentaba liberar a los rehenes. Las declaraciones fueron hechas durante una llamada telefónica al canal France 24.
El grupo islamista ha amenazado con ejecutar a "todos los rehenes" en caso de que el Ejército argelino lance una operación de rescate, según ha declarado uno de sus miembros a la agencia de noticias mauritana ANI.
Los secuestradores además pidieron la retirada del Ejército argelino que rodea el complejo antes de entablar una negociación, afirmó este jueves un miembro del grupo en declaraciones a la cadena de televisión Al Jazeera.
"Pedimos la retirada del Ejército argelino para poder iniciar negociaciones", declaró el hombre, que se identificó como Abu al Baraa.
El 'Emir del Desierto'
¿Quién es 'Belawar'?
El responsable del ataque a una planta de gas en Argelia y de la captura de un importante grupo de rehenes extranjeros es Mojtar Belmojtar. Este argelino es conocido como el 'Emir del Desierto', y ha estado al frente de los principales golpes que ha dado en la última década la más importante banda terrorista de la región del Magreb y el Sahel, Al Qaida del Magreb Islámico (AQMI).

Belmojtar nació el 1 de junio de 1972 en Ghardaia (Argelia), según los datos de su ficha de Interpol. Es uno de los terroristas más activos e importantes que siguieron la transición del Grupos Islámico Armado (GIA) al Grupo Salafista para la Predicación y el Combate (GSPC) y, por fin, su nueva denominación de AQMI para conmemorar el quinto aniversario de los ataques sobre las Torres Gemelas en Nueva York.
Con 19 años se formó en técnicas de guerra, yihadismo y terrorismo en campos de entrenamiento de los talibanes en Afganistán antes de regresar a principios de la década de los noventa del siglo pasado a la convulsa Argelia.
Años más tarde logró hacerse fuerte en el norte de Malí, antes de convertirse en la franquicia regional de Bin Laden en el Magreb y el Sahel. En 2007 fue condenado a muerte en ausencia por un tribunal argelino.
Belmojtar es un terrorista, pero también un traficante, un hombre de negocios, un oportunista conseguidor y hasta una especie de organización no gubernamental que ayuda a la desasistida población local.
Él compartía con los habitantes parte de los botines y rescates obtenidos o las ganancias de esos diversos tráficos como el tabaco (también es conocido como Mister Marlboro), armas, drogas o vehículos.
Fue uno de los que organizó y perpetró en 2003 el primer gran secuestro de extranjeros en la zona. Entre febrero y marzo 31 europeos fueron capturados y liberados meses después. También llevó a cabo operaciones similares aunque de menor envergadura en 2008 y 2010.
Belmojtar llegó a trabar estrechas relaciones con los jefes de tribu locales e incluso se casó con varias de sus hijas. Todo ello en el norte de Malí convertido en verdadero santuario para los terroristas, una enorme extensión de terreno inhóspito y desgobernado donde ni los servicios de información occidentales han logrado indagar o dar un golpe fuerte pese a saber que desde hace años es asiento permanente de células yihadistas.
También ha participado en otros golpes históricos de la banda terrorista, como cuando con sus hombres asaltó la base militar de Lemgheti, en territorio mauritano, matando a quince de los hombres allí destacado.

1 comentario:

El Administrador. dijo...

Argelia: 35 rehenes de Al Qaeda mueren en un intento de rescate.
Dos helicópteros del Gobierno argelino bombardearon las instalaciones de la empresa de gas donde los terroristas retenían a decenas de trabajadores extranjeros. En el ataque fallecieron también 15 yihadistas

El canal de noticias qatarí Al Jazeera señala que murieron 35 de los rehenes, entre ellos los de nacionalidad extranjera, que habían sido secuestrados el miércoles por un grupo terrorista cercano al Al Qaeda.

Además de los rehenes, murieron 15 secuestradores durante el enfrentamiento entre los milicianos islámicos y el Ejército de Argelia, que había enviado a dos helicópteros a bombardear la zona para conseguir la liberación de los rehenes.

Minutos antes de que comenzara el ataque, había conseguido escapar un grupo 20 secuestrados extranjeros, de nacionalidad presuntamente británica, japonesa, estadounidense, francesa y noruega, entre otras, al igual que unos 30 trabajadores argelinos.

El grupo armado islamista, cercano a Al Qaeda, mantenía secuestrados desde el miércoles a 41 extranjeros en unas instalaciones de gas ubicas en el sureste de Argelia. Dos personas fueron asesinadas, según reportan los medios internacionales. El Ejército local rodeaba el lugar.

Los terroristas exigían que los soldados dejaran de asediarlos para comenzar a negociar la liberación de los rehenes, según un comunicado que remitieron a Al Jazeera.

"Pedimos al ejército argelino que se retire para abrir las negociaciones sobre los rehenes", reclamó uno de los secuestradores, identificado como Abu al Bara, al canal por satélite. El grupo radical que se autodenomina "Batallón de Sangre", dirigido por el argelino Mojtar Belmojtar, asumió la autoría del ataque.

El complejo de tratamiento de gas, que se encuentra 1.600 kilómetros al sureste de Argel, en Ain Amenas, está explotado por la empresa estatal argelina Sonatrach y las compañías British Petroleum y Statoil.

Al menos dos extranjeros ya fueron asesinados por los milicianos islamistas, entre ellos, un británico. El ministro de Asuntos Exteriores del Reino Unido, William Hague, calificó el episodio como un “asesinato a sangre fría”.