Estrategia - Relaciones Internacionales - Historia y Cultura de la Guerra - Hardware militar.

Strategy – International Affairs – History and culture of War – Military Hardware.

Nuestro lema: "Conocer para obrar"
Nuestra finalidad es promover el conocimiento y el debate de temas vinculados con el arte y la ciencia militar. La elección de los artículos busca reflejar todas las opiniones. Al margen de su atribución ideológica. A los efectos de promover el pensamiento crítico de los lectores.

Our maxim: “understanding before action”
Our purpose is to encourage the knowledge and the debate of issues connected with art and military science. Selection of articles attempts to reflect different opinions. Beyond any ideological ascription. In order to impulse critical thought amongst our readers.

martes, 26 de enero de 2016

La guerra por el petróleo: La OPEP, Arabia Saudí e Irán


 http://inbestia.com/analisis/la-guerra-del-petroleo-la-opep-arabia-saudi-e-iran









Victor Diaz

Recientemente hemos visto caídas importantes del precio del barril de petróleo, llegando a situarse alrededor de los 30 dólares cuando hace relativamente poco tiempo superaba ampliamente los 100 dólares (figura siguiente), ya que el precio del petróleo brent alcanzó un máximo de 145 dólares en julio de 2008, bajando posteriormente hasta marcar un precio de 30,14 dólares el 11 de enero de este año.


Figura.- Evolución del precio del barril de petróleo Brent de referencia en Europa. datos de la EIA (U.S. Energy Information Administration) .
A lo largo de la historia reciente, en que la economía se encontraba condicionada por los precios del petróleo, se ha considerado que la OPEP determinaba los precios regulando la producción. Sin embargo, en la actualidad, este aspecto es más dudoso, dado que la producción media de la OPEP fue de 31,6 millones de barriles/día (mbd) en 2015, lo que supone el 41% de la oferta mundial, lejos del 50% que suponían en las crisis del petróleo de la década de 1970 (figura siguiente), siendo la cuestión si la cuota actual de mercado puede condicionar los precios.



Diapositiva2.JPGpulse para ampliar
Figura.- Producción mundial de petróleo en millones de barriles/dia (mbd) (escala izquierda) y porcentaje de producción correspondiente al cartel de la OPEP. Datos de British Petroleum Statistical Review of World Energy 2015 .

En realidad, y teóricamente, la producción de la OPEP es relativamente escasa con respecto a la producción mundial si tenemos en cuenta que posee alrededor del 70-80% de las reservas probadas mundiales . (datos BP Statistical Review of World Energy 2015 y OPEC AnnualStatistical Bulletin 2015 respectivamente), explicación que puede venir dada porque la capacidad de producción está condicionada por la existencia de infraestructuras que permitan la explotación .
Lógicamente, el hecho de que la OPEP mantenga las mayores reservas mundiales implica que los países pertenecientes a este cártel ocupan las primeras posiciones mundiales del ranking de países en volumen de reservas probadas (figura siguiente).


Diapositiva3.JPGpulse para ampliar
Figura.- Reservas mundiales de petróleo por países en miles de millones de barriles. Fuente EIA: Irán

Ente ellos, Venezuela es el país con mayores reservas probadas, que suponen casi el 18% del global mundial, seguida de Arabia Saudí (cerca del 16%), de tal forma que entre los diez países con mayores reservas, solo dos no pertenecen a la OPEP (Canadá y Rusia). Mientras que Irán posee el 13% de las reservas de petróleo de la OPEP y el 10% mundiales, estimándose en 158.000 millones de barriles.
El sector del petróleo ha sufrido fuertes sacudidas últimamente, con una brusca caída de los precios que se han atribuido a distintos factores, entre los que destacan el ya comentado de desequilibrio entre oferta y demanda (figura siguiente), pero en el que influyen otros de muy distinta índole como, avances tecnológicos, factores geopolíticos, el tipo de cambio del dólar y las políticas medioambientales.

1.-Evolución de oferta y demanda.-



Diapositiva4.JPGpulse para ampliar
Figura.- Evolución de la ofderta y demanda de petróleo y otros líquidos mundial. Oferta y demanda en millones de barriles dia (mdb) en escala izquierda y saldo entre oferta y demanda en mbd (escala derecha). Datos de la U.S. Energy Information Administration, Short Term Energy Outlook, enero 2016.

La figura anterior muestra la evolución de la oferta y demanda de petróleo pasada así como su previsible evolución, mostrando una tendencia creciente en el tiempo, tanto de la oferta como de demanda. Apreciándose la particularidad de que en los años 2014, y sobre todo 2015, la oferta fue significativamente superior a la demanda, situación que, según las previsiones de la EIA, es previsible que continúe en 2016 y que llegue a equilibrarse en 2017.

2.-Avances tecnológicos.
En cuanto a los avances tecnológicos, en un inicio, la caída se vio influenciada por la explotación de recursos a través de una técnica denominada fracking, que permitía la extracción de petróleo atrapado en esquistos (shale oil), lo que permitió indirectamente incrementar la oferta, ya que como consecuencia del incremento de producción norteamericano, se redujeron sus importaciones, originando un incremento de oferta de crudo en el mercado que contribuyó a la reducción de precios.
Gracias a esta técnica, U.S se convirtió en el mayor productor mundial de petróleo y sus derivados, superando a Arabia en el año 2013 (figura siguiente). Y aunque la producción estadounidense se estima que fue de 9,4 mbd en 2015, se prevé una contracción hasta 8,7 y 8,5 mbd en 2016 y 2017 respectivamente, precisamente por la inviabilidad de explotación de recursos de shale oil debido al bajo precio del barril.

Diapositiva5.JPGpulse para ampliar
Source: La producción de petróleo de la gráfica incluye el crudo, líquidos de gas natural, productos procesados y otros líquidos que incluyen biofuels. Los datos de barriles por dia se han transformado en btu (british thermal unit- unidad de energía británica semejante a la caloría) mediante la relación de un barril equivalente de petróleo = 5,55 millones de btu. datos EIA U.S. Energy Information Administration: US remainedworlds largest producer of petroleum and natural gas hydrocarbons in 2014.

3.-Factores geopolíticos.
Otro factor a considerar es el geopolítico, principalmente dentro del mundo árabe, donde la confrontación entre chiitas y sunitas, y concretamente entre Irán como líder tácito de la vertiente religiosa chií, y Arabia Saudí, líder de la mayoría musulmumana sunita, es cada vez más intensa, aunque indirecta a través de países geográficamente próximos, en donde simultáneamente coexisten cuatro guerras civiles, en Iraq, Siria, Libia y Yemen, apoyando otros países de la zona, o potencias extranjeras, a uno u otro bando. Dando lugar a un puzzle complejo de intereses, tal como muestra el mapa interactivo mostrado por The Economist, que nos ayuda a esclarecer las relaciones entre los distintos países en los distintos conflictos.
El incremento de tensión ha subido un peldaño recientemente, como consecuencia de los recientes acontecimientos violentos que han sacudido Arabia Saudí, plasmados en la ejecución el día 2 de enero de 47personas, la mayoría de ellos ligados a Al-Qaeda, pero también del clérigo chiita Nimr al Nimr , que provocó el posterior asalto de la embajada saudí en Teherán y la ruptura de relaciones entre ambos países. Lo que dificulta llegar a acuerdos dentro de la OPEP para recortar la producción y elevar el precio del barril.
En el escenario conflictivo actual de Oriente Medio juega un papel importante el petróleo, en la medida que este supone la principal fuente de financiación de dichos países. De tal forma que el exceso de oferta para obtener financiación reduce los precios. Lo que tiene efectos globales, en el sentido de que benéficia a los países importadores que dependen energéticamente de las importaciones de esta materia prima, pero perjudica al conjunto de países exportadores de petróleo, tanto musulmanes como no musulmanes, como algunos de los que forman parte de la OPEP.
Para darnos una medida de la importancia de las exportaciones de petróleo, según los datos delOPEP , los ingresos de esta por la venta de oro negro han supuesto en el año 2014 , 964.643 mill de $, el 64,15% en valor del conjunto de las exportaciones totales de los países que constituyen el cártel.
Entre los países de la OPEP, Arabia Saudí es el país que supone un mayor porcentaje de las ventas, del orden del 30% del total (figura siguiente), tanto en dólares como mbd. Muy por encima del segundo país , Emiratos Árabes, cuya cuota supone algo más del 11% , suponiendo Irán únicamente del orden del 5% de las ventas totales, indudablemente influenciado por las sanciones internacionales. Motivo por el cual, en caso de levantarse las sanciones es previsible que aumente sus ventas, contribuyendo a incrementar la presión a la baja sobre el precio del barril.

Diapositiva6.JPGpulse para ampliar
Figura.- Porcentaje de exportaciones de petróleo crudo de cada uno de los países de la OPEP en dólares y número de barriles. Elaboración propia a partir de datos correspondientes al año 2014, OPEC Annual Statistical Bulletin 2015.

Adicionalmente, la OPEP en su conjunto se enfrenta a un cambio en la estructura de obtención de energía primaria a nivel mundial, siendo previsible que la demanda de petróleo crezca en menor medida que hasta ahora e incluso llegará a reducirse, provocando la caída del precio del barril, lo que afectará sensiblemente a los presupuestos de los países exportadores.
Una medida de la importancia del petróleo en dichas economías se deriva del volumen que suponen las exportaciones del petróleo con respecto a las exportaciones totales y del volumen que suponen dichas exportaciones con respecto al PIB (figura siguiente).

Diapositiva7.JPGpulse para ampliar
Figura.- Exportaciones de petróleo como porcentaje sobre exportaciones totales y como porcentaje del PIB de cada país miembro de la OPEP. Elaboración propia a partir de datos correspondientes al año 2014, OPEC Annual Statistical Bulletin 2015.

La gráfica muestra como el sector exterior de varios países de la OPEP dependen casi exclusivamente del petróleo para sus exportaciones, de tal forma que en casi el 50% de los mismos, las exportaciones de petróleo suponen más del 90% de sus exportaciones totales; y en el conjunto de la OPEP, las exportaciones de crudo suponen casi el 30% del PIB.
Pero además del volumen de ventas existe otro factor muy importante que influye sobre el equilibrio presupuestario de estos países, que es el coste de extracción del barril en distintos países, encontrándose este actualmente por encima de los precios spot (al contado) en muchos países. A pesar de ello, parece que los problemas de liquidez de algunas economías las está obligando a poner en circulación parte de sus stocks, como puede que ocurra también cuando se levanten las sanciones a Irán.
En el caso concreto de Arabia saudí, los presupuestos públicos están particularmente afectados por dos factores: la reducción del precio del barril de petróleo, ya que el 90% de los ingresos presupuestarios del país proceden de esta fuente; y por el gasto asumido como consecuencia de los conflictos bélicos en que está involucrada, que ha provocado que los gastos en seguridad y defensa supongan un 25% del presupuesto . de tal forma que estos factores han contribuido a generar déficits públicos que han llegado a suponer el 15% del PIB en 2015 .
De momento este hecho no revierte extrema gravedad, debido al bajo porcentaje de deuda sobre PIB del país (1,6% en 2014 ) y la existencia de reservas en moneda extranjera por un importe de 650.000 mill de $, que aunque suponen un importante colchón, no se puede confiar indefinidamente en ellas.
Los saudíes son conscientes de ello y por este motivo, el país se está enfrentando a cambios cuyo objetivo es la consolidación fiscal. Indudablemente esto representa un riesgo político, suponiendo el desmantelamiento de un sistema económico basado en mantener a una población mimada a través de subvenciones y sin impuestos, y con sanidad y educación gratuitas, al mismo tiempo que las casas, el agua y la electricidad estaban fuertemente subsidiadas.
Los cambios incluyen la elevación del precio de la gasolina, electricidad y agua, aunque aún permanezcan subsidiadas, y la implantación de impuestos, como un IVA del 5%. Adicionalmente, el proceso incluye privatizar numerosas empresas públicas (líneas aéreas, telecomunicaciones y electricidad) y servicios públicos, entre los que se encuentran la sanidad y la educación. Siendo la medida estrella, que todavía tiene que verificarse y concretarse , la posible venta de una parte acciones de Aramco, la empresa petrolífera estatal saudí, pero sin que el reino alauita pierda el control.
La gran ventaja de la compañía son que sus costes de extracción son de los más bajos del mundo si exceptuamos Kuwait (figura siguiente). Sin embargo, aunque los mercados son impredecibles, no parece muy atractiva esta inversión a largo plazo, ya que tiene fecha de caducidad, y aunque dicha fecha es una incógnita, está relacionada con la pérdida de importancia de los combustibles fósiles como energía primaria.


Diapositiva8.JPGpulse para ampliar
Figura.- Coste de extracción (break-even) del barril de petróleo por países. The Economist: Saudi Aramco. Sale of the century?

En la figura se aprecia como el coste de extracción del barril oscila de forma importante entre los distintos países, ya que la geología hace que sea más fácil la extracción en determinadas regiones que otras. En este sentido, Arabia Saudí es un país privilegiado por sus reducidos costes de extracción, muy inferiores a las del shale oil y mucho más que las arenas bituminosas de Canadá o los yacimientos de aguas profundas del Ártico.
La cuestión a reseñar es que el coste de extracción es por tanto un elemento esencial para valorar la viabilidad económica de explotación de los distintos yacimientos. En este sentido, The Economist, nos ofrece un gráfico interactivo en el que en función del precio del barril, nos indica la viabilidad de su extracción, tanto para países de la OPEP como no-OPEP, pudiendo observarse que los costes de extracción ya están por encima del precio del barril en la mayoría de los países, por lo que parece que solo es cuestión de tiempo un repunte del precio del barril, elevación que no llegará en ningún caso a los 100 dólares.
Sin embargo, la situación no es exactamente esta, debido a que la oferta la determina los costes variables de extracción, de tal forma que la producción continúa siempre y cuando los costes de extracción variables sean inferiores al precio de mercado del barril. Y los costes de extracción variables en Oriente Medio son realmente bajos, del orden de 8,5$/barril en Kuwait, 9,9 $ en Arabia Saudí y 10,7 $ en Iraq
Indudablemente este hecho afecta al retorno sobre la inversión, que se reduce, pero a pesar de ello la producción continúa generando flujos de dólares hacia los países exportadores. Aún así debemos tener en cuenta que los costes variables del barril pueden reducirse, ya que se puede mejorar la eficiencia de los procesos de extracción y además, al bajar el precio del barril, también se reducen los precios de transporte.
En cualquier caso, existen muchos países exportadores, que como hemos comprobado, dependen en gran medida de las exportaciones de petróleo para equilibrar sus presupuestos. Siendo este un aspecto importante, tampoco debemos olvidar que estos países suelen subvencionar muchos servicios a sus ciudadanos, por lo que parte del equilibrio presupuestario puede producirse por este camino.
Pero este abordaje puede provocar descontento social y provocar levantamientos de la población que den lugar a inestabilidad política, por lo que está en manos de los gobiernos buscar el punto de equilibrio entre la reducción de subvenciones y la estabilidad social y política.

RESUMEN Y CONCLUSIONES
El petróleo aporta el 90% de los ingresos del Arabia, país que ha mantenido su estrategia de producción para mantener los precios bajos con distintos objetivos: proteger su cuota de mercado, reducir la capacidad de competencia del fracking por sus costes más altos de extracción y en el ámbito geopolítico, reducir los ingresos de sus competidores directos.
En este sentido, y aún a pesar de las presiones de otros miembros exportadores de la OPEP, que pretender reducir la producción para incrementar los precios, ya que ello es un elemento esencial para equilibrar sus presupuestos públicos (break-even por países). Arabia Saudí se ha mantenido firme, ya que existen otros países de la OPEP, que son adversarios políticos, como Irán, que está financiando levantamientos contra Arabia Saudí, de tal forma que la reducción de precio del barril recorta los ingresos iraníes, lo que sumado a sus mayores costes de extracción, reduce su capacidad de financiación de grupos contrarios a la política saudí.
La estrategia global saudí también se ve enmarcada por el hecho de que los saudíes saben que el petróleo tiene fecha de caducidad como materia prima energética, por lo que están aprovechando al máximo su ventaja competitiva de bajos costes de extracción mientras sea posible, al mismo tiempo que introducen cambios en la economía del país, tratando de diversificar ingresos al mismo tiempo que pretenden llevar a cabo privatizaciones, reducen subvenciones e incrementan impuestos.
Sin embargo el sector energético mundial está sufriendo una convulsión que dará lugar a una transformación global. Los incrementos de eficiencia energética (menor intensidad energética), por la que los distintos países están reduciendo su intensidad energética (consumo de energía por unidad de PIB), y las estrategias de descarbonización del planeta por la inquietud a nivel global sobre el cambio climático, han promocionado las energías renovables no contaminantes.
Este tipo de energías se han visto adicionalmente favorecidas por menores costes de generación, haciéndose más competitivas, al miso tiempo que proporcionan a los países importadores de combustibles fósiles una posibilidad de mejorar de sus balanzas comerciales y por tanto el PIB, al mismo tiempo que refuerzan su seguridad energética, reflejando un cambio en que todo son ventajas para el mundo. Perjudicando únicamente a los países poseedores de esta materia prima. Aunque por otra parte ya han vivido a su costa y a costa de los países importadores muchas décadas, de tal forma que si se enfrentan a problemas presupuestarios actualmente es solo consecuencia de su falta de visión estratégica y de su concepción errónea de que haber sido bendecidos con la existencia de esta materia prima en sus suelos, era eterna.