Estrategia - Relaciones Internacionales - Historia y Cultura de la Guerra - Hardware militar.

Strategy – International Affairs – History and culture of War – Military Hardware.

Nuestro lema: "Conocer para obrar"
Nuestra finalidad es promover el conocimiento y el debate de temas vinculados con el arte y la ciencia militar. La elección de los artículos busca reflejar todas las opiniones. Al margen de su atribución ideológica. A los efectos de promover el pensamiento crítico de los lectores.

Our maxim: “understanding before action”
Our purpose is to encourage the knowledge and the debate of issues connected with art and military science. Selection of articles attempts to reflect different opinions. Beyond any ideological ascription. In order to impulse critical thought amongst our readers.

jueves, 10 de diciembre de 2015

El ISIS se globaliza y entre sus filas ya habría 23 argentinos.





http://www.clarin.com/mundo/ISIS-yihadistas-combatientes_extranjeros-23_argentinos_0_1482452274.html

Terrorismo yihadista.Según un informe, el grupo tendría hasta 31.000 combatientes de 86 países, más del doble que en junio de 2014.





La banda terrorista ISIS cuenta en sus filas en Siria entre 27.000 y 31.000 combatientes de 86 nacionalidades diferentes, más del doble de los 12.000 que sumaba en junio de 2014. Entre ellos habría 26 latinoamericanos: 23 argentinos y tres brasileños. Las cifras surgen de un informe difundido por una organización internacional.
El gobierno brasileño reconoce que tres de sus ciudadanos luchan junto al ISIS. Buenos Aires no ha dicho nada, como otros gobiernos que prefieren guardar silencio. Ninguno de esos 26 latinoamericanos habría vuelto a casa.
Los datos, de un informe de la consultora Soufan Group, muestran el auge de la captación de extranjeros por parte del grupo terrorista y cómo algunos países de Oriente Medio y Europa aportan el grueso de los combatientes.
El informe asegura que habría hasta 6.000 tunecinos, 2.500 saudíes, 2.400 rusos, 2.100 turcos, 2.000 jordanos y 5.000 europeos, principalmente franceses (unos 1.800), británicos y alemanes (algo menos de 1.000 cada uno) y belgas (casi 500).



Bélgica es, en proporción a su población, el país europeo del que han salido más combatientes extranjeros hacia Siria. A nivel global lo es Túnez, con 6.000 para una población similar a la belga, de unos 11 millones de habitantes. Estadounidenses habría unos 250.
El informe apunta a que, aunque los países árabes siguen aportando el grueso de los combatientes extranjeros del ISIS, aumenta desde hace año y medio sobre todo la participación de rusos y europeos.
Al mismo tiempo, los europeos serían los que tendrían la tasa de retorno más elevada. Entre el 20% y el 30% ya habrían vuelto a sus países. Es el escenario de pesadilla para los servicios secretos europeos, porque el análisis asegura que suponen “un significativo desafío para las agencias de seguridad que tienen que tratar con esa amenaza”.
Unos 350 británicos ya habrían vuelto de Siria, así como 250 franceses, 200 alemanes, 118 belgas y 40 estadounidenses.
Los autores del informe dicen que en los países de los que salen más combatientes hacia Siria el reclutamiento está organizado a través de familiares y amigos y muy poca gente de esos países llega a Siria por su cuenta sin tener el viaje preparado de antemano. Según el análisis, los gobiernos están actuando bajo presión con los retornados de forma diferente según cada país. Algunos han acabado en prisión mientras otros están en libertad pero vigilados y a otros se les ofrece asesoramiento y consejo.
El informe también estudia las diferentes políticas que podrían funcionar para evitar que más jóvenes sigan viajando a Siria para unirse al ISIS. Entre ellas analiza la publicidad que se puede dar a las sentencias de cárcel más duras para advertir a los que sopesan hacer el viaje de sus consecuencias a la vuelta.
Otro enfoque consiste en el uso de los retornados arrepentidos para que hagan desistir a los que planean el viaje. Los expertos de Soufan Group creen que ambas estrategias tienen sus ventajas e inconvenientes dependiendo de cada persona.
Al menos siete de los 10 terroristas que atacaron París el pasado 13 de noviembre y dejaron 130 muertos y cientos de heridos habían viajado a Siria. Lo más llamativo es que hicieron el viaje de ida y el de vuelta sin ser detectados