Estrategia - Relaciones Internacionales - Historia y Cultura de la Guerra - Hardware militar.

Strategy – International Affairs – History and culture of War – Military Hardware.

Nuestro lema: "Conocer para obrar"
Nuestra finalidad es promover el conocimiento y el debate de temas vinculados con el arte y la ciencia militar. La elección de los artículos busca reflejar todas las opiniones. Al margen de su atribución ideológica. A los efectos de promover el pensamiento crítico de los lectores.

Our maxim: “understanding before action”
Our purpose is to encourage the knowledge and the debate of issues connected with art and military science. Selection of articles attempts to reflect different opinions. Beyond any ideological ascription. In order to impulse critical thought amongst our readers.

domingo, 16 de marzo de 2014

China se abre al mercado financiero.


http://www.clarin.com/edicion-impresa/China-liberaliza-sistema-financiero_0_1102689841.html

China liberaliza más su sistema financiero.

POR JORGE CASTRO

Xi Jinping, el timonel de la gran nave china.
16/03/14


El gobierno chino lanzó hace 9 meses el proceso de reformas del sistema financiero, destinado a eliminar el control de las tasas de interés y a incentivar la competencia con los bancos estatales, con el objetivo de desregular completamente la cuenta corriente y así acelerar la internacionalización del renminbi.

Este cronograma se ha adelantado. Alibaba -el mayor grupo de alta tecnología de la República Popular- creó hace 8 meses un fondo online de crédito (Yuebao), que tenía 81 millones de usuarios en febrero y recursos por US$ 83.000 millones, US$ 10.000 millones más que la totalidad de los activos accionarios (equities) del país. Esto lo convierte en el mayor mercado de crédito online del mundo, por encima de los gigantes de Wall Street.

Lo notable no es la cifra, sino la celeridad de su incremento. Los usuarios de Alibaba/Yuebao eran 49 millones el 15 de enero y treparon a 81 millones el 26 de febrero. El nuevo mercado online ofrece una tasa de interés de 6% anual, el doble que los bancos estatales (3,3%) y el mismo nivel que la inflación anualizada (2,8% en febrero).

Los depositantes de Yuebao integran la nueva clase media china, sobre todo en su segmento más joven (18/29 años), sin distinción entre población rural y la urbana. Este sector está integrado hoy por 500 millones de personas, que serían 1.000 millones en 2030.

Entonces China se convertiría, en un sentido estricto, en una sociedad de clase media. La conducción china ha resuelto establecer ahora 5 grandes entidades financieras privadas en el corazón del sistema de bancos estatales y planea otorgar la concesión de las 3 más importantes a las dos más grandes empresas de alta tecnología/Internet: Alibaba y Tencent.






Este año, Alibaba cotizará en la Bolsa de Nueva York, con una colocación de acciones (IPO) que superaría los US$ 100.000 millones y dejaría atrás a Facebook.

En este período (1/2 años), las tasas de interés serían completamente liberalizadas, dejando su formulación y nivel exclusivamente en manos del mercado. Esto implica terminar con la totalidad de las regulaciones del sector externo y adelantar para los próximos 3/5 años la internacionalización del renminbi, hasta convertirlo en moneda global, junto al euro y el dólar estadounidense.

Lo que está en juego en China no es un principio de Sun Tzu, sino de Napoleón: “el espacio que se pierde se puede recuperar, pero el tiempo que se pierde no se recupera jamás”. La desregulación del sistema financiero desata un proceso pleno de riesgos y surcado por crisis, pero en el que el único error letal es no actuar.

La reforma financiera es la clave de la reestructuración de la economía y de la sociedad china, y su núcleo estratégico es la liberalización de las tasas de interés. El resultado de esta extraordinaria iniciativa es un aumento del costo del capital, que obliga compulsivamente a las empresas estatales a recortar sus costos en forma drástica y aumentar la productividad.

El subsidio que reciben las compañías del Estado debido por la represión financiera asciende a 6% del PBI por año, que se sustrae al consumo y se recorta del crédito al sector privado. El juicio político-estratégico distingue entre lo esencial y lo accesorio, y se concentra en lo esencial.

Descarta ante todo la idea del “modelo” y se preocupa sólo por imponerse en el punto crítico del que todo depende. Actúa sobre la premisa de que triunfar allí es triunfar y perder allí es fracasar en toda la línea.

Este es el significado de la reforma financiera en China. No es una cuestión técnica, sino política. Todo depende de cuánto poder tiene y de cuánta es la voluntad de quien ejerce la conducción del Partido y el Estado para imponerse a los intereses creados (empresas y bancos estatales y sus representantes en la cúpula del poder político).

Todo indica que Xi Jinping es el líder de la República Popular con más poder político desde Deng Xiaoping (1978 / 1992).

No hay comentarios: