Estrategia - Relaciones Internacionales - Historia y Cultura de la Guerra - Hardware militar.

Strategy – International Affairs – History and culture of War – Military Hardware.

Nuestro lema: "Conocer para obrar"
Nuestra finalidad es promover el conocimiento y el debate de temas vinculados con el arte y la ciencia militar. La elección de los artículos busca reflejar todas las opiniones. Al margen de su atribución ideológica. A los efectos de promover el pensamiento crítico de los lectores.

Our maxim: “understanding before action”
Our purpose is to encourage the knowledge and the debate of issues connected with art and military science. Selection of articles attempts to reflect different opinions. Beyond any ideological ascription. In order to impulse critical thought amongst our readers.

jueves, 22 de septiembre de 2016

Si gana Trump, pierde Soros.













Donald Trump ha dicho “basta”. La permanente intromisión del multimillonario de origen húngaro George Soros en la campaña a las presidenciales norteamericanas, las numerosas pruebas que vinculan al financiero judío con la campaña de “descrédito” promovida internacionalmente contra Trump y el intento de aquel por influir en los resultados electorales, al proporcionar sumas millonarias tanto a su rival demócrata, Hillary Clinton, como a grupos civiles extremadamente beligerantes con el republicano, ha desencadenado la contundente respuesta del neoyorquino, que toma ventaja en las encuestas de cara a su carrera a la Casa Blanca.

Miembros de su equipo de campaña han anunciado que si Trump sale elegido presidente, una de sus primeras medidas será la de demandar judicialmente a Soros por un presunto delito de “alta traición” a Europa y Estados Unidos. A las razones enumeradas se une otra que puede ser de grueso calado: el firme convencimiento de que Soros ha marcado el camino de la política exterior del país para el control de la economía mundial, lo que ha provocado una crisis humanitaria sin precedentes en el viejo continente europeo.



Economía y geoestrategia
Fruto de los planes económicos de la élite financiera estadounidense, el Gobierno de Obama apoyó las operaciones militares en países del Magbreb y Medio Oriente, desde la “primavera árabe” al derrocamiento de Gadaffi.

El entorno de Trump responsabiliza a Hillary Clinton de la creación del grupo terrorista Estado Islámico y de provocar la oleada de refugiados que padecen los países de la Unión Europea y Estados Unidos. Como se sabe, el multimillonario Soros ha aportado millones de dólares a la campaña de la neoyorquina.

Tras la oleada de refugiados con destino a Europa, Donald Trump percibe también el signo inequívoco de un deliberado plan para la sustitución demográfica y el derrumbe de la civilización cristiana en los principales países occidentales; una estrategia que vincula a los calculos de la élite global, encabezada por Soros.

A su juicio, estas acciones entrarían plenamente dentro de la responsabilidad “criminal” de los promotores de la agenda mundial, en cooperación con líderes como Angela Merkel, François Hollande o la propia Clinton.

De ser aceptados los cargos que se le imputan a Soros, éste podría ser privado de la nacionalidad norteamericana. Según la Sección 359 de la Ley de Inmigración y Nacionalidad (INA, por sus siglas en inglés), en la actualidad un estadounidense podría verse privado de su ciudadanía si existe sentencia firme condenatoria por traición a los Estados Unidos.

Nacido en Hungría hace 86 años
George Soros nació en Budapest, Hungría, el 12 de agosto de 1930. Es presidente del Soros Fund Management y fundador de Quantum Fund. Es conocido por ser «el hombre que provocó la quiebra del Banco de Inglaterra» el 16 de septiembre de 1992, episodio llamado miércoles negro, donde Soros obtuvo unas ganancias de unos 1000 millones de dólares y produjo pérdidas al Estado inglés por valor de unas 3400 millones de libras. Soros es una de las personas más ricas del mundo, con una fortuna de 24 200 millones de dólares en 2015 según Forbes.

Es muy conocido su apoyo a la multiculturalidad de Europa y a las organizaciones antirracistas que operan en nuestros países. También a grupos vinculados con el feminismo, el abortismo, el antirracismo, el ecologismo, el homosexualismo y el laicismo anticristiano. Se sabe que donó grandes sumas de dinero en un esfuerzo fallido por conseguir la derrota de George W. Bush en las elecciones presidenciales de Estados Unidos de 2004 (a pesar de haberlo apoyado anteriormente). El 12 de noviembre de 2007 manifestó su apoyo a Barack Obama para la candidatura demócrata en la elección de 2008.

Recientemente ha apoyado diversos movimientos favorables a la legalización de la marihuana.
En octubre de 2011, Financial Times publicó una carta abierta en la que Soros se dirigía a los líderes de la zona euro, pidiéndoles que respondan a la crisis de la moneda única con más Europa. La carta fue firmada por otras 95 personalidades europeas entre las que se encuentran Javier Solana, Daniel Cohn-Bendit, Andrew Duff, Massimo D’Alema, y Emma Bonino.

Trump dice que expulsará a los refugiados sirios si llega a presidente
Donald Trump durante la convención republicana celebrada en Cleveland, Ohio, el pasado 22 de jullioDonald Trump durante la convención republicana celebrada en Cleveland, Ohio, el pasado 22 de jullio.

Por otra parte, Donald Trump, ha asegurado esta madrugada que, si gana las elecciones y llega a presidente, mandará a los refugiados sirios de vuelta a su país.

“Si pierdo, supongo que se quedarán. Pero si gano, regresarán [a su casa]”, dijo a la audiencia en un mitin celebrado anoche en Keene (Nuevo Hampshire), al alegar que puede que entre los refugiados se encuentren terroristas.

“Podrían ser miembros del Estado Islámico. No lo sé. ¿Alguna vez habéis visto una migración como esa? Son todo hombres, y todos parecen tipos fuertes. Hay muchos hombres, más que mujeres. Y me pregunto: ¿por qué no están luchando para salvar Siria? ¿Por qué están emigrando a toda Europa?”, apuntó.

Trump se refirió a la posibilidad de que los refugiados sean en realidad un ejército terrorista disimulado, que están entrando en Europa y otros países occidentales “sin identificar” y sin que se sepa exactamente de dónde provienen.

“Las tácticas militares son muy interesantes. Esta podría ser uno de los mayores estratagemas de todos los tiempos. Un ejército de 200.000 hombres quizás. O si envían 50.000 o 80.000 o 100.000… Es una posibilidad. No sé si es así, pero sería posible”, indicó.

El pasado 10 de septiembre, el presidente de EE UU, Barack Obama, ordenó a su Gobierno que inicie los preparativos para poder acoger al menos a 10.000 refugiados sirios durante el año fiscal que comienza el 1 de octubre.

Se calcula que medio millón de personas han cruzado el Mediterráneo hasta Europa en lo que va de año, huyendo de la guerra en Siria y del resto de conflictos en Oriente Próximo.
Soros invertirá 500 millones en empresas de refugiados y migrantes.

Por contra, el magnate George Soros se ha comprometido a invertir 446 millones de euros –500 millones de dólares- en startups, compañías, iniciativas con impacto sociales y negocios iniciados por refugiados y migrantes.

Soros aprovechó la primera cumbre de Naciones Unidas sobre migraciones y refugiados, que ha tenido escaso alcance. “Nuestro objetivo es aprovechar el músculo del sector privado para el bien público”, dijo Soros. “Se pretende que estas inversiones tengan éxito. Pero nuestro objetivo prioritario es crear productos y servicios que de verdad beneficien a los migrantes y las comunidades de acogida”.
A nivel global hay 65,3 millones de desplazados, según datos de ACNUR. De ellos, 21,3 millones son refugiados y otros 10 millones apátridas.

Según Soros, su compromiso “inspirará a otros inversores a perseguir la misma misión”. El jefe del área de refugiados de Naciones Unidas, Filippo Grandi, ha afirmado que las inversiones “ayudarán a que los refugiados sean autosuficientes”.

Las inversiones las canalizarán las organizaciones sin lucro de Soros –principalmente Open Society- y los beneficios financiarán programas de la institución. Para ello se colaborará con organizaciones como la Oficina del Alto Comisionado para Refugiados de Naciones Unidas o el International Rescue Committee.